Luego del operativo fallido en el que se liberó a Ovidio Guzmán se informó que esta operación formaba parte de un plan para cumplimentar una orden de aprehensión que derivaría en una de extradición a los Estados Unidos por un documento de acusaciones por parte de las autoridades estadounidenses.

En el documento de acusación emitido por el Tribunal de Distrito para el Distrito de Columbia, que tiene como fecha 2 de abril de 2018, se detalla el caso donde se les imputan a Ovidio y Joaquín Guzmán cargos por haberse asociado, conspirado o unido para distribuir drogas en los Estados Unidos.

Entre las distribuciones imputadas se encuentran al menos cinco kilos de cocaína, 500 gramos de metanfetamina y una tonelada de mariguana.

De acuerdo con el documento el tráfico de drogas por parte de los hijos de El Chapo; Joaquín y Ovidio Guzmán comenzó en abril de 2008.

Fuente: 24 Horas

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here