El Museo Metropolitano de Nueva York celebró la Gala de inauguración de la exposición Camp: notes on fashion. Antes de la alfombra rosa del Met Gala 2019, por la que desfilaron celebridades y personalidades del espectáculo, el director del museo, Max Hollein, presentó una exposición de trajes que encarnan la temática de este año, la cual fue la estética camp, estudiada por Susan Sontag en el texto Notes on Camp y que se caracteriza por su ironía y exageración.

Los anfitriones fueron y Lady Gaga, Anna Wintour, Serena Williams, Alessandro Michele (director de Gucci) y Harry Styles. Serena Williams portó un diseño amarillo neón con grandes hombreras de Off-white. Harry Styles, exintegrante de One Direction, vistió un pantalón negro de tiro alto hasta el pecho, una camisa translúcida con mangas abultadas y encaje en el torso.

Lady Gaga, una de las más esperadas de la noche, no decepcionó, pues lució cuatro atuendos que intercambió en la misma alfombra, hechos por Brandon Maxwell. Gaga llegó envuelta en un abrigo fucsia, de mangas abultadas, con una larga cola que necesitó ser cargada por varias personas y como accesorio portó un carrito con la leyenda Haus of Gaga, con maletines transparentes en cuyo interior había champaña, laca para el cabello y maquillaje para realizar su cambio de look. Se trató de un vestido tubo del mismo color y luego reveló que debajo llevaba un tercer atuendo: lencería negra con aplicaciones brillantes y medias de red, para, finalmente, calzarse un vestido negro con una falda abultada de campana y los hombros descubiertos.

Entre las personalidades que desfilaron, varios hombres aprovecharon la temática para romper estereotipos, experimentando con su maquillaje y atuendos. Jared Leto portó una túnica roja de Gucci cubierta con joyas y llevó una réplica de su rostro como accesorio. Billy Porter hizo una gran entrada al llegar, siendo cargado como faraón; usó un unitardo dorado, creación de The Blonds, revestido de cadenas, que acompañó con grandes alas también doradas y una llamativa pieza para la cabeza.

Ezra Miller, otro de los más esperados por su afinidad con la temática de la gala, lució un traje estilo de los años 20 y una cola plateada, así como un corset hecho con pedrería y una máscara de su rostro, el cual estaba maquillado con repeticiones de sus ojos.

 

Varias celebridades explotaron el tema con atuendos estrafalarios. Katy Perry asistió vestida como un candelabro con un traje creado por Jeremy Scott. Mientras Cardi B deslumbró con un enorme vestido rojo con plumas en las hombreras y en los bordes de la cola. En tanto que Zendaya usó un vestido, creado por Tommy Hilfiger, al estilo Cenicienta.

Fuente: Excélsior

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here