Ante la decisión de la Federación de retirarse de los mecanismos de coordinación con las autoridades de Chihuahua para mantener el combate a la delincuencia en esa entidad, 14 gobernadores demandaron al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador cumplir con el acuerdo de no politizar el tema de seguridad.

Este miércoles, el gobernador chihuahuense, Javier Corral, informó que derivado de su postura en torno al agua el secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, le notificó la determinación de que los responsables de las fuerzas federales en la entidad sesionen diariamente por su lado para atender temas de su competencia. Aseguró que la decisión refleja un talante autoritario con propósitos de venganza contra el estado.

Los gobernadores de Quintana Roo, Durango, Baja California Sur, Aguascalientes, Guanajuato, Yucatán, Querétaro, Tamaulipas, Jalisco, Michoacán, Colima, Coahuila y Nuevo León cerraron filas con el de Chihuahua e hicieron un llamado para que el tema de seguridad se saque de cualquier interés político, pues, aseguraron, fortalece a la delincuencia organizada y debilita a la sociedad.

Al sesionar en la Ciudad de México, 10 mandatarios agrupados en la Alianza Federalista advirtieron que la seguridad debe constituir una prioridad.

También la Asociación de Gobernadores de Acción Nacional consideró inadmisible que el gobierno federal rompa la coordinación en materia de seguridad con esta entidad.

La noche del miércoles, los integrantes de la Alianza Federalista acusaron además un recorte de 5.5% en el proyecto de Presupuesto de 2021 para estados y municipios, y amagaron con emprender acciones legales contra la Federación si no les destina más recursos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here