El grupo tropical Los Ángeles Azules, y el de tecnobanda, Pequeños Musical, pusieron a bailar a la multitud que se reunió en torno al Ángel de la Independencia, en la despedida del año 2017 y bienvenida del Año Nuevo, sin embargo, quien se ganó al público fue el cantante, Jorge Muñiz.

Los habitantes de la capital del país despidieron el 2017. Mientras damnificados del sismo del 19 de septiembre ofrecieron una cena en las inmediaciones del multifamiliar de Tlalpan para exigir una “reconstrucción con sentido social”; en el Paseo de la Reforma, miles de personas acudieron al festejo que organizó el gobierno capitalino y que fue amenizado, entre otros, por Los Ángeles Azules.

Sin embargo, la llegada de Jorge Muñiz, cambió el panorama, quien deleitó con boleros como Llovía y llovía, La otra parte de ti, Pensando en ti y No prometas lo que no será, para luego preguntar al público: “Quien los puso tan lejos, me hubieran dicho y les canto desde mi casa, creo que estarían más cerca de mi”, dijo en tono de broma.

Para congratularse con los espectadores, Jorge Muñiz, se bajó del escenario para acercarse a ellos y saludarlos, y lograr que un turista de origen chino cantará en español parte del tema Sabor a mi.

El hijo de El Lujo de México, Marco Antonio Muñiz, se ligó al emblemático tema, El andariego e invitó a cantar a dueto a su hijo Axel, las canciones Te amo, La media vuelta, Si nos dejan, Por amarte así; Tu de que vas y Por amor.

Una vez cumplido con el compromiso de despedir el año 2017 con su canto y bajar del escenario, el público le exigió regresara al escenario al pedirle otra canción, por lo que evocó el tema de José María Napoleón, Nada te llevarás y cerrar su presentación.

Después del Coque, como le dicen a Jorge Muñiz, el ánimo volvió a decaer con la cantautora de balada pop electrónica, Pau Muro, quien externó su sentir ante un público serio y empezar a regalar gorras con su nombre y arrancar con ello siquiera un grito de apoyo de los miles de espectadores, sin embargo el público esperaba ya a Los Ángeles Azules.

La llegada de la agrupación tropical, originaria de Iztapalapa, de inmediato puso a bailar a los presentes con temas como: Entrega de amor, Las maravillas de la vida, Cumbia pa’ gozar, Mi niña mujer, El listón de tu pelo y Cumbia del acordeón, melodías que convirtieron los espacios libres del Paseo de la Reforma desde el Ángel hasta la Palma en una pista de baile.

Los hermanos Mejía Avante, encabezados por el doctor Elías, agradecieron al público su presencia y juntos despidieran el 2017, no sólo con su música, sino con un nutrido colorido de juegos pirotécnicos que alumbraron el cielo al final de su presentación.

Mientras eso ocurría, Los Ángeles Azules continuaron con su recital de fin de año al cantar temas como: La cumbia picosa, Juventud, Toma que toma, 20 rosas, Cumbia del infinito, Como te voy a olvidar, Me haces falta tú, Cumbia coqueta, Mi cantar, Cumbia de la tostadita, Mis sentimientos y 17 años.

Los Ángeles Azules una vez más demostraron porque son los máximos jerarcas de la cumbia a nivel nacional, al lograr una magna ovación cuando interpretaron los temas Ay amor y La cadenita, para luego dar paso a los juegos pirotécnicos y a la presencia de Pequeños Musical”.

 

Fuente:La Jornada

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here