Acusó al gobierno del priista Enrique Peña Nieto (2012-2018) de haberla perseguido por haber sido crítica hacia las autoridades.

Por Staff Tiempo Digital

Del Castillo hizo estas declaraciones momentos después de regresar a México luego de tres años de vivir fuera del país.

“El Estado mexicano me persiguió y me atacó por mi condición de mujer y figura pública y por ser una crítica del gobierno (de Peña Nieto), o por entrevistar al hombre más buscado del mundo, o por exhibir a las autoridades que permitieron su fuga”, dijo en una rueda de prensa.

“Si vengo hasta ahora a México es por la desconfianza que yo y mis abogados le tenemos al anterior gobierno mexicano, y deseo que le vaya excelentemente bien al nuevo gobierno (que encabeza Andrés Manuel López Obrador)”, agregó.

La actriz mexicana causó polémica por mantener comunicación con el presunto narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán, quien se encuentra a juicio en Estados Unidos acusado de traficar toneladas de droga al país del norte y de haber encabezado al Cártel de Sinaloa.

Guzmán enfrenta una posible pena de cadena perpetua, fue recapturado en enero de 2016 , meses después de haberse entrevistado en México con Del Castillo y con el actor Sean Penn. La entrevista, firmada por Penn, se publicó en la revista Rolling Stone en la coyuntura del último arresto del presunto capo.

Del Castillo señaló al respecto que no ha sido citada a declarar en el juicio contra Guzmán y que se siente traicionada por Penn, porque considera que él brindó información a las autoridades mexicanas que permitió la detención del Chapo.

“Con el señor Penn no he hablado desde hace mucho tiempo, pero si lo tuviera enfrente sí le pegaba un patada en las partes bajas”, dijo.

Con información de EFE.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here