16 oct (Reuters) – Pfizer Inc dijo el viernes que solicitará la autorización para el uso de emergencia en Estados Unidos de su candidata a vacuna contra el COVID-19 alrededor de la tercera semana de noviembre, cuando espera haber alcanzado un objetivo clave sobre seguridad.

La farmacéutica estadounidense desarrolla la vacuna junto a la firma alemana BioNTech SE.

“Suponiendo que los datos sean positivos, Pfizer solicitará una autorización de uso de emergencia en Estados Unidos poco después de que culmine la etapa de seguridad, en la tercera semana de noviembre”, dijo el CEO de la empresa Albert Bourla en una carta abierta publicada en redes sociales.

Tras este anuncio, las acciones de la empresa ganaban más del 2% en el mercado electrónico antes de la apertura de la bolsa.

Así, Estados Unidos podría tener dos vacunas listas para finales de año -si las pruebas clínicas en curso son concluyentes y si la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) autoriza su distribución- ya que Moderna también estima tener lista la suya a finales de noviembre.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here